3 enseñanzas del Budismo para enfrentar la muerte

3 enseñanzas del Budismo para enfrentar la muerte

Recientemente la muerte visitó a mi familia y recordé que alguna vez escuché una historia de Sakyamuni Buda respecto a la muerte como parte integral de la vida.

Al buscar esa historia, encontré esta página y quise volverla a publicar aquí, pues lo que en teoría, y ahora en lo real de la vida cotidiana pienso que es de enorme importancia, son estos puntos:

  • En primer lugar, la aceptación del regalo de la vida y la aceptación de que ese regalo va a terminar un día para ti, para mi, para nuestros seres queridos y para cada ser vivo.
  • Luego, la enorme importancia de no dejar asuntos pendientes, como dice más abajo el autor; de vivir plenamente cada momento, de decir lo que necesites decir y hacer lo que quieras hacer. Ahora la historia del Buda:

Cuento del Budismo sobre la muerte

Cuentan que una madre llorosa se acercó a Buda con su hijo muerto en brazos. “¡Por favor, iluminado, ayúdame!” le dijo con el rostro cubierto de lágrimas. “¿Qué puedo hacer por ti?” preguntó Buda extendiéndole la mano. “Cura a mi hijo, no puedo vivir sin él. Tú eres un hombre de grandes poderes, devuélvele la vida”.

Buda esbozó una sonrisa compasiva y le dijo “con gusto haré lo que me pides y sólo te pediré algo a cambio: debes traerme tres semillas de mostaza que obtengas de un hogar al que jamás haya visitado la muerte”. La madre se alegró, y con el niño sin vida aún en brazos, corrió rumbo a la aldea para cumplir su parte.

En la primera puerta que tocó una mujer se ofreció a entregarle las semillas. “Seguramente que en esta casa nadie ha muerto” dijo la madre. “Los que vivimos bajo este techo somos pocos, comparado con todos los que murieron aquí” dijo la mujer, así que la madre debió rechazar las semillas. En la segunda puerta se enteró que hacía un año el hermano del dueño había muerto a causa de un accidente. Lo mismo le sucedió el resto del día: si no había sido un hermano, era un hijo o algún otro familiar el que había fallecido en el pasado.

Al atardecer volvió al bosque, aún con el niño sin vida en sus brazos. “Así que no hay cura para la muerte, después de todo” pensó y enseguida dejó al pequeño sobre una cama de flores. Luego regresó al lugar donde se encontraba Buda y le dijo con resignación “es imposible, no existe el hogar que jamás haya conocido la visita de la muerte”.

“No eres la única que ha perdido un hijo frente a la muerte” dijo Buda.

“Por favor, admíteme como tu discípula” pidió.

La mujer fue inmediatamente aceptada. Una tarde que meditaba observando una lámpara de aceite vio como las llamas se apagaban una tras otra. “La vida es como esta llamas. Algunas arden, otras se agitan y se van” pensó. Y cuentan que pasadas las horas seguía observando la lámpara, hasta que alcanzó la iluminación.

Dice el Dhammapada, un libro que recoge las enseñanzas de Buda, esta frase que se acerca a la experiencia de la madre.

“Cual torrente que arrasa un poblado, así la muerte se lleva consigo lo que atesoramos. Cuando ésta llega con todo su poder, hijos, parientes y amigos no pueden detenerla.”

Ya que no es posible detenerla, curarla o escaparle ¿qué nos queda?

En días recientes he conversado con varios amigos que han perdido o están a punto de perder a un familiar. Cada quien está viviendo esa visita a su manera, y por supuesto, no es asunto fácil.

Pero entender la muerte como parte de la vida, pero sobre todo, que los asuntos de la vida se deben resolver en el presente para que al llegar la muerte no existan temas pendientes, sin duda ayuda a procesar el dolor y la transformación que acompaña su visita.

Muy pocas personas, budistas y de otras tradiciones, pueden decir que están preparadas para el momento de la muerte. Para las personas “normales”, lo que podemos hacer es aceptarla como parte del acto de vivir; como el recordatorio de que todo esto va a acabar algún día.

Historia del Buda y la mujer, tomada de Inspirulina. Fotografía de dbooster vía Flickr

32 Comments

  1. la muerte deja un vacío muy grande y nos permite reconocer la vida, y aunque se lucha con amor, el sufrimiento jamás se aleja, está ahí de una u otra manera…

    1. Hola Yoana, sin duda la muerte nos duele a tod@s y una de las enseñanzas del budismo es que, al aceptarla, justamente dejamos de sufrir, pues es una parte integral de la vida. Cuando no aceptamos la muerte de nuestros seres queridos, y en última instancia no aceptamos que tu y yo y tod@s vamos a morir también, entonces empezamos a sufrir 🙁

  2. Mi mama tiene 96 años y vive aferrada a mi papá que ya ha fallecido hace muchos años. Hoy por ejemplo en la madrugada se levantó de su cama queriendo tocar el cuerpo de mi papa e insistía que todavía estaba tibio. Por mas explicaciones que se le daban ella seguía con esa fijación que aunque su alma estaba en el cielo su cuerpo permanecía en la cama.
    Como podemos ayudar a mi mamá? Somos 4 hijas y 2 hijos. Muchas gracias por su respuesta.

    1. Hola Ángela,

      Aunque tu ya sabes que tu papá ya falleció, tal vez para tu mami esa es una forma de resguardarse de la idea de haberse quedado sin su esposo. Tal vez durante su vida no tuvo alguna manera de crecimiento personal, lo cual era muy normal en esa generación, así que lo mejor que tiene es aferrarse a su pasado.

      Si nos pides una sugerencia, sería considerar esto: tu mamá no acepta la partida de tu papá y tu (o ustedes como hijos) no aceptan la condición de tu mamá. Es decir, parece que en la familia les cuesta un poco de trabajo aceptar algunas situaciones.

      Entonces, tal vez el mejor regalo para tu mamá pueda ser tu aceptación de que ella piensa así. Sabes que es sólo una idea, pero posiblemente es una idea que le ayuda a sentirse tranquila. Si crees en Dios, también puedes hacer oración para ella.

      Recibe un cordial abrazo

      1. Hola Angela,
        Que pena que tu mama tenga esa idea de que su esposo, aun esta con ella.
        Angela, llevale la corriente a tu mama, veras, que ella se sentirá que ustedes la oyen, que aprecian su dolor y hasta estará más tranquila al sentirse como parte de la familia y no como una anciana, fuera de si. Preguntale, si esta comodo, o si quiere otra almohada, que si ya se tomo el medicamento y que como se siente.
        Veran, un cambio en su mama.

    2. Buda no da respuesta a lo que pasa después de la muerte pero Cristo sí, hay que reconocerle y empezar a tener una experiencia con Dios, lea su palabra en la Biblia y se disiparán todas esas dudas, y no, no es religión, es una verdad que muchos la han vuelto religión, incluso va a más por que explica no solo la muerte sino el verdadero propósito de la vida, un saludo!

      1. Muy cierto José, el Budismo no tiene una visión que incluya a un dios personal. Incluimos este texto no para dar una respuesta a la muerte, sino para tener más elementos para vivir más plenamente cada día, que es algo que puede aprenderse del Budismo en muchas de sus tradiciones.

        Esto no significa que no puedas aprender todo ello en el Cristianismo y en su origen el Judaísmo, pero a veces la misma Verdad, dicha de diferentes maneras, es entendida mejor, especialmente si no nos perdemos en cuestión de religiones. Gracias por compartir tu opinión!

  3. Entiendo la aceptación como palabra pero no encuentro cuál es el camino para aceptar que se terminó la relación con las personas que amábamos. ¿Es el fin de todo o sigue la historia?

    1. Hola Esteban,

      En este caso, “aceptación” se parece un poco a rendirte, a soltar aquello que no hay forma de retener. Eso claro que incluye a nuestros seres amados y sin duda nos duele profundamente a todos.

      Quien ya se fue está siguiendo su camino y es posible que no sea el final de la historia entre ustedes, pero definitivamente en este momento ellos están en otra cosa y a ti te toca seguir aquí, en este gran regalo que es la vida.

      Un día tu también te vas a ir, y ojalá hayas juntado muchas historias de crecimiento, de amor y superación para contar 😉

  4. Buen día. Mi madre se suicidó hace unos meses y al principio lo acepté muy tranquilo porque estaba sufriendo por depresión. Pero de un tiempo para acá la extraño mucho y sufro por eso. La verdad no se como dejarla ir para que ella y nosotros estemos en paz. Gracias

    1. Hola Fabián,

      Lo mejor que puedes hacer es tomar terapia individual para que tu puedas superar esa situación, pues claramente ha tenido efectos que van más allá de lo que te has podido dar cuenta.

      Trabaja tu en terapia y eso seguro ayudará a tu mamá también.

    2. A mi me paso lo mismo Fabian… Nunca pensé que esto le podría pasar a alguien más… Me paso Hace ya un año y puedo entenderte.. Si necesitas alguien con quien conversar aqui estaré.

    3. Hola Fabian, que pena que sufras ese dolor tan fuerte del fallecimiento de tu mama.
      Mira Fabian, ponte a escribir una carta bien pensada; escribela a tu mama, todo lo que sientes y trata de comprender sus razones, de porqué lo hizo.
      Ya cuando tengas esa carta – te vas a un lote baldío, cuando vayas caminando haz el propósito de sentir el peso de tu cuerpo y los pies bien pesados. Es importante ir caminando sintiendo los pies y lo que vas pisando.
      Cuando llegues al lugar destinado; le pides permiso a la tierra:
      “Naturaleza eterna, tierra divina y santa, tierra que algun dia me cubrirás, arranca de mi pecho, corazón, mente y alma este dolor, que no me deja vivir en paz”
      “permite que deposite esta carta en tu seno. ”
      y la quemas con mucho cuidado y te estás allí hasta que el último papelito se haya quemado. Junta todos los papelitos quemados y entierralos, que no se vea nada.
      “Gracias Madre tierra. Tierra, divina y santa, cúbreme con tu gracia y protégeme con tu manto sagrado. Amen ”
      y te vas, sintiendo los pies y veras que te sentirás, libre y más livianito.

    4. ॐ असतो मा सद्गमय ।
      तमसो मा ज्योतिर्गमय ।
      मृत्योर्मा अमृतं गमय ।
      ॐ शान्तिः शान्तिः शान्तिः ॥

      La terapia personal si ayuda, pero, tomará MUCHÍSIMO TIEMPO.
      Quemar lo escrito es fácil y rápido.

  5. Lo hermoso de la muerte es que nos deja sin palabras, sin certezas, nos reduce a nuestra proporción y nos enseña a valorar los momentos y la simpleza, que es donde radica la alegría de estar vivos.

  6. Hace 26 dias perdi a mi mamita y la lloro todos los dias, me autoculpo y trato de culpar al resto de mi familia (hijas, esposo, papá), del trato que aveces le dimos, ella y nosotros es decir mis hermanos sufrimos mucho hace muchos años porque mi papa se metio con otra persona olvidándose de nosotros con el tiempo se separo de esa persona y cuando me case le permiti vivir conmigo para esto mi mamita todo el tiempo vivio conmigo, ahora todos me dicen q mi mama sufria porque mi papá estaba alli despues de todo lo que nos hizo y me siento doblemente culpable, le pido perdón todo el tiempo y no se si me perdonó y ese remordimiento no me deja tranquila, la extraño demasiado.

    1. Hola Elena,

      ¿Por qué permitiste a tu papá regresar a vivir en tu casa? ¿Porque te lo pidió nada más? Muy posiblemente no. Muy posiblemente le dejaste vivir en tu casa porque lo amas al ser tu padre, al ser tu sangre. ¿Y en verdad tomaste esa decisión tu sola? Sería muy posible que lo hayas comentado con tu mamá en ese tiempo, precisamente porque ella estaba involucrada en el tema.

      Te hacemos estas preguntas porque hablas de sentir mucha culpa cuando en realidad nos parece que has estado haciendo las cosas por amor, por amor a tus seres queridos.

      Si tu mamá ya no está hoy, dedícale tus buenas obras, se amorosa y sobre todo honesta contigo misma. Esto significa que siempre los demás van a tener opiniones de lo que tu hagas, pero si eres honesta contigo misma, sabrás que estás haciendo lo mejor que puedes en este momento. Por otro lado, si no estás haciendo lo mejor que puedes (en términos de amor y sabiduría), entonces haz los cambios que necesites hacer.

      Finalmente respecto a tu papá… ¿acaso tienes que esperar a que también muera? HOY lo tienes vivo y contigo. Aprovecha eso y vive tu vida en familia de la mejor manera posible, pues el se va a ir también un día y entonces vas a llorar porque lo trataste mal.

      A tus seres queridos toca que los disfrutes hoy. No cuando ya hayan fallecido. Recuerda eso y aplícalo también con tus hijos, con tu esposo y contigo misma.

  7. La Biblia declara que la muerte es consecuencia del pecado del hombre: “Porque la paga del pecado es muerte…” Ro. 6:23 La muerte física es un hecho real y seguro que experimentará todo individuo pecador, pues todos los somos. “De la manera que está establecida para todos los hombres que muera una sola vez, y después de esto el juicio.” He. 9:27

  8. Hola. Como aceptarlo con enfrentarlo hace 3 meses perdi a mi mamita ella era todo para mi siempre estuve con ella hasta el ultimo dia la vi morir por su enfermeda sufrio mucho, sin embargo no me resigno a no verla voy a su casa esperando verla me quedo ahi creyendo que va a volver busco en sus cosas respuestas por que ella. Mis hermanos y papa estan igual no podemos consolarnos, tengo 3 pequeñitos uno de ellos nacio hace 20 dias a veces no encuenteo motivacion la extraño mucho y me aferro que va a volver como soltar como no sufrir mas?

    1. Hola Lulú,

      Las mejores respuestas van a venir de ti misma si te haces esta pregunta: el día que tu mueras, ¿cómo quieres que vivan tus hijos? quieres que lloren y no encuentren consuelo? quieres que sigan adelante con su vida, pues para eso los trajiste al mundo?

      Luego, cualquiera que sea tu respuesta, tu necesitas hacer eso. De nada sirve predicar sin tu ejemplo. Recuerda que lo que ellos vean de ti es lo que están aprendiendo para el futuro. Recibe un fraternal abrazo.

  9. Hace unos días mi pareja se murio de un infarto fulminante en la montaña donde siempre nos gustaba ir, íbamos juntos, el siempre decía que quería morir así haciendo algo que le encantara hacer. Pero a pesar que se fue como quería yo no dejo de sentir esa tristeza en el alma que me invade a cada momento del día. No se que hacer para dejar que merme este inmenso dolor tan grandote que se siento con su partida. Porque me dejo así tan repentinamente y con tantos planes que teníamos juntos?

    1. Hola Noemí,

      Siempre hemos pensado que en estos momentos las palabras no alcanzan, pero como es la única forma de contacto que tenemos, empezamos por enviarte un fuerte abrazo.

      Por otro lado, tu pareja no te dejó en el sentido intencional de abandonarte. La vida y la muerte son así para todos, para el, para ti y para mi. No nos avisa y simplemente llega, pero cuando aparece, ya no hay nada que hacer. Por ello, lo que toca es aprender que tu tienes hoy el regalo de la vida, pero que un día también tu te vas a ir, y eso significa que hoy puedes vivir y aprovechar las cosas que hay en tu entorno.

      De tu pareja lo más natural por hacer es llorar, es permitirte estar triste todas las veces que tu cuerpo te pida (aunque tu cabeza pudiera decir otra cosa). Déjate llorar sabiendo que con cada lágrima irás sanando.

      De los planes que tenían juntos puedes preguntarte: ¿Cuáles de ellos yo puedo hacer? Y entonces ve y cúmplelos; invítalo a el a ir en el viaje en tu corazón y tal vez cuando hayan hecho eso, puedan encontrar paz.

  10. Mi esposo murió hace dos meses. Le arrebataron la vida. Aparte de la tristeza tan grande siento. Tengo mucha rabia por qué creo que aún no era su tiempo. No encuentro paz en mi. Ayuda!!!

    1. Hola Lizet,

      Se dice que la muerte siempre llega antes de tiempo, refiriéndose al sentimiento de los que nos quedamos aquí. Lo cierto es que llega en el momento que llega y no hay nada que hacer de nuestra parte. Por lo que dices, nuestra recomendación es que tomes terapia y dentro de ella te permitas expresar ese enojo, la tristeza, la incertidumbre, etc., para que con tiempo vayas encontrando la paz que deseas. Te enviamos un frateral abrazo.

  11. Hace 15 días mi mama falleció, era muy mayor cerca de los 90 años, no logro quitarme un sentimiento de culpa pues en febrero del 2018 fue ingresada para curarla de una neumonía, permaneció por varias razones hospitalizada hasta su fallecimiento, pude haberla traído a casa hace un tiempo pero para que se agilizara el tramite de una residencia, la mantuvimos ahí, pues el tramite es mas rápido, estaba demenciada, y ya no caminaba casi nada, es el Ser mas grande que para mi ha existido y existirá, mi sentimiento de culpa es que cuidándola en casa durante casi 3 años en ese proceso muchas veces me faltaba la paciencia, y le decía cosas que no sentía, fruto de los nervios y la impaciencia, cuando empezó el estado de alarma tenia el presentimiento que igual ya no la vería mas, pues dejaron de permitirme visitarla en el hospital, hasta que llego la fatídica noticia, los primeros días parece que reaccione bien pero van pasando días y comienzo a sentirme culpable de no haber hecho las cosas bien para con ella. Te quiero mama, perdóname, que se puede hacer?

    1. Hola Santiago,

      Podemos sugerirte dos cosas: primero entiende que tu también estabas cansado y desesperado. No samos todos los detalles pero tu sí. Entiende eso y entiende las cosas buenas que hiciste por ella. Todo eso lo puedes poner junto a las veces que le dijiste cosas o no hiciste lo que hubieras querido.

      Si lo ves todo en conjunto, es posible que encuentres que eres simplemente una persona que días buenos o otros malos y que reaccionaste de esa manera con ella. De ahí, nuestra sugerencia es que intentes perdonarte y estar en paz contigo. Prende una vela para ella, deséale en tu corazón que esté bien, que Dios la bengiga mucho mucho y déjala ir.

      La segunda cosa que te sugerimos es voltear a tu alrededor en el momento presente e intenta hacer lo mejor que puedas con tus seres queridos en la actualidad. Ámalos, cuídalos, etc. pero no lo hagas con culpa, hazlo con amor y sabiduría, pues hoy entiendes que todo cambia y que todos nos vamos a ir un día. Haz las cosas de manera que el día que te toque irte a ti, puedas hacerlo estando en paz con tus seres queridos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *